viernes, 18 de enero de 2013

Persevera y No Desmayes Cuando Cruces el Desierto






La perseverancia es la evidencia de la fortaleza, que lo obtiene por la fe y la convicción de sus principios y valores fundamentales. En lo personal, la oración y el amor a Dios, a quien amo con todo mi ser, me ayuda a ser fuerte en mis decisiones. Definitivamente la fe es determinante para preservar en sus convisiones.

Nuestra fe es grande cuando tomamos la responsabilidad de mantener una perfecta comunión con Dios. La oración es la respuesta para evitar el desmayo, cuando cruzamos el desierto caluroso, sin agua y con grandes tormentas de arena. Lo que somos lectores de la palabra de Dios, la lámpara del evangelio nos guiara al camino correcto, hasta llegar a la tierra prometida. 

Siempre escuchamos que la comunicación es la herramienta primordial de la conducta humana, si no hay comunicación en el entorno familiar, la familia se convierte vulnerable. Por eso; lo ánimo a perseverar en oración, es la única manera para evitar desmayar en el desierto aun en tiempos de tormentas 

Recuerde la perseverancia es la victoria anticipada, para mi es un gozo luchar por lo que creemos. Sin embargo es importante disfrutar en el camino. Ojo: No estamos solos, Dios camina con nosotros. 

La perseverancia brinda estabilidad y confianza. Recuerde que es un signo de madurez. En la Biblia dice: “Mira que te mando que te esfuerces y seas valiente; no temas ni desmayes, porque Jehová tu Dios estará contigo en dondequiera que vayas” (Josue. 1:9). También existe un viejo refrán popular, El que persevera alcanza.

0 comentarios:

Publicar un comentario